Entre músicos y celebrities, los influencers del gaming también dijeron presente en el festival

Entre músicos y celebrities, los influencers del gaming también dijeron presente en el festival

Brand Studio para Personal Fest

El gaming fue una de las apuestas de este año del Personal Fest y allí dijeron presente los influencers mas importantes de Twitch. Los chicos fueron dispuestos a juntarse con los fanáticos que todos los días siguen sus transmisiones en vivo y a jugar con ellos. Antes contaron cómo se acercaron al mundo del gaming y cómo hicieron para lograr que sus comunidades en la plataforma crecieran a pasos agigantados.

Duende es el número 1 en Twitch. Él tiene miles de seguidores que no solamente lo miran jugar sino que también se interiorizan en otros aspectos de su vida. Es consciente de que la popularidad le llegó por abrir las puertas de su intimidad y mostrarse tal cual es ante su público. Él era médico y decidió dejar todo para dedicarse de lleno al gaming. Disfruta al mostrarse de una manera integral ante los usuarios que los siguen.

El fanatismo por los juegos arrancó temprano para él, cuando conoció la súper Nintendo. “Era chiquito, no entendía nada y apretaba todos los botones. Tenía 4 años y jugaba al Mario Bross”, recordó. Ahora, con 31, ese pasatiempo se convirtió en lo más importante.

Duende es el número 1 en Twitch. Su fanatismo por los videojuegos arrancó cuando apenas tenía 4 años, con Mario Bross.

Duende es el número 1 en Twitch. Su fanatismo por los videojuegos arrancó cuando apenas tenía 4 años, con Mario Bross.

“Pasé por las consolas, por el SEGA y después llegué a la computadora”, describió. Su desembarco en el streaming fue de a poco. “Empecé jugando a la noche, miraba torneos, empecé a ver Twitch. Dije, a ver cómo es esto de hacer streamings… Me bajé el programa como para hacerlo. Y empecé jugando, a ver quién se iba a conectar. No es que conocía gente de las redes sociales. Así, de la nada misma. Y empezó a entrar alguien, empezamos a hablar, fue creciendo la comunidad de a poco y acá estamos”.

Duende sabe que en Twitch no todo es jugar bien. El entretenimiento es importante. Eso da “rating”, usuarios siguiendo la transmisión. “Hay diferentes características que se tienen que dar como para que la gente se interese. En mi canal hay entretenimiento y bastante juego, pero no compito. Prefiero hacerlo más divertido”, comentó. Para dar variedad en su canal, él hace transmisiones de varios juegos. “Me da un poco más de libertad, es más fresco. Es refrescante para mí y para la gente variar los juegos. Para mí es buenísimo porque todos los días puedo hacer algo distinto”, explicó.

“No diría que soy el número 1, no me gusta compararme con nadie. Me gusta compararme con lo que yo hago, con mis propios números, con mi propia gente. Cada twitch tiene algo particular y cada persona hace cosas diferentes.

Desde hace dos años Duende se dedica solo al gaming y pasa entre 7 y 8 horas por día con esta actividad. A veces, 10. Dejo atrás su carrera como medico clínico y no se arrepiente: “Es algo que me gusta, me interesa también, pero claramente es mucho más completo el tema del streaming. Puedo hablar de medicina, puedo estar haciendo entretenimiento, hablar de la vida, de filosofía… Es más integral como persona”.

Ahora prefiere el contacto con el público. “Hablo con ellos todos los días. Uno está agradecido de poder hacer lo que le gusta”, dijo. Los fans lo acompañan en todo momento, no solo en las buenas: “Si la estás pasando mal, la pasan mal con vos”. Explicó que en Twitch es fácil generar comunidad porque el chat es interactivo y los gamers pueden responder enseguida lo que les comentan. “A veces estás comiendo ahí. Vas viviendo. Si viajás, podés ir bloggeando en vivo, la plataforma me lo permite. Si tuvieras que hacer algo todos los días de la misma forma te terminarías cansando, sea lo que sea, y esto me permite ir cambiando”, completó.

Omeguis es otra influencer de Twitch. Tiene 30 años y trabaja como programadora web. También empezó a jugar de chiquita. Tenía 8 años cuando dio sus primeros pasos en este mundo. Lo hizo junto a su familia. Su pasión empezó cuando le regalaron una Playstation para Navidad. Ella había pedido otra consola y no le compraron la que quería. Desde ahí, no paró. “Eran horas y horas jugando”, recordó. En su casa trataban de que no lo hiciera tanto, pero no lo lograron.

Omeguis arrancó en el mundo de los videojuegos a los 8 años y se convirtió en una influencer de Twitch.

Omeguis arrancó en el mundo de los videojuegos a los 8 años y se convirtió en una influencer de Twitch.

En el streaming empezó hace 4 años, con la función de la Play 4 para transmitir en vivo. Estaba un dia aburrida en su casa y se animó a probar. “Empezaron a caer un par de amigos conocidos y me dijeron qué copado, estás jugando, te estamos viendo, re loco”. Así empezó a hacerlo los viernes y se fue sumando gente. “Me entusiasmé y decidí invertir un poco más de plata y hacer algo más pro”, agregó.

Omeguis conoció a la mayoría de sus amigos gracias al gaming. “Empezamos a armar un grupo de amigos que hoy en día nos vemos, pasó a otro plano. Antes era gente con la que interactuaba más por internet que en la vida real”, contó.

“Cuando juego me relajo, cuando disparo y eso te da como una adrenalina, ganas de ganar. El gaming es para disfrutarlo, divertirnos, llegar del trabajo re cansado, prender la compu y jugar algo lindo”, concluyó.

Tasher también conto su experiencia en Twitch. Como sus colegas, arrancó de chiquito, cuando tenía 3 años (ahora tiene 33) y se enamoró de la Nintendo. “Siempre me apasionó muchísimo, y aprendí idiomas, con algunos juegos aprendés historia. Tuve la suerte de poder ir cambiando varias”, contó.

En el streaming empezó hace cuatro años. Aprendió mucho mirando a gamers de otros países. Así, logró formar su comunidad en la plataforma. Ahora, uno de sus juegos preferidos es el Fortnite.

Hace 30 años que Tasher arrancó en este mundo particular. Hoy, le dedica seis horas por día al gaming.

Hace 30 años que Tasher arrancó en este mundo particular. Hoy, le dedica seis horas por día al gaming.

Lo que más le gusta, es ganar la partida. Siempre trata de buscarlo. Pero también le gusta la compañía que le dan los seguidores: “Compartir mi vida diaria, hablar de cosas en común. Hay un vínculo muy grande, la pasamos muy bien. Voy teniendo interacción con el chat y ellos mismos me responden, por ahí me ven en eventos y me lo dicen”.

Tasher le dedica 6 horas por día al gaming. Por ahora no es su única actividad. Trabaja vendiendo muebles y planea mudarse pronto con su novia. “Las transmisiones las hago cuando estoy de buen humor y tengo ganas de compartir algún juego. Quiero hacer full time stream”, indicó. Y contó: “Hay mucha gente que me conoce de afuera, de Colombia, de México. Acá en Argentina está creciendo mucho Twitch en los últimos dos años”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: