#Pokémon: Este es el pasado de la vida del Pikachu de Ash antes de conocerse

#Pokémon: Este es el pasado de la vida del Pikachu de Ash antes de conocerse

En las buenas y en las malas, Ash y Pikachu han luchado por alcanzar la cima en el Mundo Pokémon, convirtiéndose en mejores amigos en el proceso, pero no siempre fue así. De hecho, hubo un poco de tiempo antes de que estos dos personajes se conocieran. Así lo reveló la serie Pocket Monsters en su primer episodio, en donde exploró las vidas de Ash y Pikachu antes de que se conocieran.

Este episodio tuvo dos historias principales, una que seguía a los futuros entrenadores Goh, Chloe y Ash; y otra que seguí al Pikachu de Ash, en ese entonces siendo un Pichu.

En el episodio, Pichu vive en un bosque, rodeado de otros Pokémon salvajes, pero aún así está bastante solo. El Pokémon aún no puede controlar su electricidad, y tampoco pertenece a ninguna manada. Mientras tanto, Pichu observa como otros Pokémon fomentan relaciones de amistad entre ellos y esto lo entristece, hasta que un día cae de un acantilado hacia las garras de un Kangaskhan.

Kangakhan inmediatamente adopta a Pichu como un hijo adoptivo. Aquí, Pichu se convierte en un hermano del pequeño Kangaskhan que vive en la bolsa de su madre. Ellos juegan y duermen juntos mientras también comen en compañía, lo que parece indicar que finalmente Pichu encontró una familia.

Siendo un Pokémon bebé, vivir solo de forma salvaje podría haber sido difícil para Pichu, así que tuvo bastante suerte en haber encontrado un lugar al que pudiera llamar hogar. El episodio está lleno de momentos amorosos de maternidad entre Pichu y los Kangaskhan, con la madre incluso acariciándolo cuando tiene pesadillas mientras duerme. Claramente hay un vínculo entre ellos, por lo que no es de extrañar que los Kangaskhan lo traten como uno de los suyos.

Mientras el tiempo pasa, Pichu y el pequeño Kangakhan crecen. Ambos Pokémon permanecen en la bolsa de la madre Kangakhan mientras viaja pero, a medida que crecen, cada vez caben menos los dos juntos, aunque la madre insiste en que Pichu viaje dentro a pesar del dolor.

Una vez que se establecen dentro de una cueva, Pichu decide, con los ojos llorosos, que es momento de dejar atrás a su familia Kangaskhan. Mientras se escabulle durante la noche, Pichu finalmente evoluciona a Pikachu.

Es importante señalar que Pichu evoluciona a Pikachu una vez ha alcanzado un cierto nivel de felicidad después de haber sido tratado bien. Quizás Pichu jamás hubiera evolucionado a Pikachu si nunca hubiera conocido a los Kangaskhan ya que, antes de conocerlos, vivía solo y sin amigos.

Mientras tanto, aunque no está claro cuántos años tiene al principio de este episodio, Ash aún sigue siendo el niño emocionado y amante de los Pokémon que siempre ha sido. Le ruega a su madre que le permita ir a un Campamento Pokémon con el Profesor Oak, pero desafortunadamente se queda dormido ese mismo día.

Por lo tanto, el Campamento Pokémon continúa sin Ash, y en su lugar el episodio sigue con Goh y Chloe. Aquí la serie establece a Goh como un fanático de los Pokémon bastante sabelotodo y presumido, al mismo tiempo que establece su objetivo de atrapar un Pokémon nunca antes visto. Aunque esta historia no resuena emocionalmente tanto como la de Pichu, esta parte define al futuro compañero de Ash y su fascinación por Mew, a quien logra ver durante el campamento.

Pasando del Campamento Pokémon y la evolución de Pichu, el episodio hace un salto temporal de varios años hacia los eventos vistos al inicio de la serie original, así es, la primera de todas. El episodio rinde homenaje al momento en que el Profesor Oak le entrega a Ash su primer Pokémon, Pikachu. Pero esta vez se muestra el encuentro desde el punto de vista de Pikachu, quien no puede ocultar su desagrado ante la actitud de Ash dándole una poderosa descarga eléctrica.

Ahora, teniendo el contexto del pasado de Pikachu, su actitud parece un poco fuera de lugar. Como Pichu, el Pokémon confiaba en los demás y no mostraba ese nivel de desagrado que le provocó Ash al comienzo de su aventura juntos. Esto podría ser debido a que, una vez que Pichu evolución, se convirtió en una criatura más independiente, escogiendo activamente no depender de otros Pokémon o personas. Es por ello que, como Pikachu, le toma mucho más tiempo llegar a confiar en alguien.

De cualquier manera, el primer episodio de Pocket Monster proporcionó finalmente el pasado de la vida de Pikachu y Ash, mostrando la historia de su vida como Pichu en una cálida serie de momentos de superación y amor fraternal. ¿Es esta razón suficiente para que decidas mirarla o hay que contar también la historia del Gengar?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: